A un año del título de Nelsinho Piquet en Fórmula E

Mucho ha pasado desde que Nelson Piquet Jr. se convirtió en el primer campeón de la historia de la Fórmula E, finalizando un punto por delante de Sébastien Buemi.

El brasileño de la escudería NEXTEV TCR (Team China Racing) fue uno de los pilotos más consistentes durante la temporada 2014-2015; sin lograr la mayor cantidad de victorias ni pódiums, fue el que menos errores cometió en la segunda mitad de la temporada.

Piquet
“Nelsinho”, junto con Di Grassi y Buemi, lucharon por el título en 2014-2015.

No obstante, “Nelsinho” sufrió de más en el fin de semana del ePrix de Londres, fecha doble que se llevó a cabo los días 27 y 28 de junio de 2015. Después de ganar en Moscú, la final parecía un trámite al tener ventaja de 17 puntos sobre Lucas Di Grassi y 23 ante Buemi, integrantes de Renault e.Dams y Audi Sport Abt, respectivamente. Era cuestión de no meterse en problemas y permanecer en los primeros lugares.

Más en Motorbit: Ellos lucharán por el campeonato de la Fórmula E

El Parque Battersea, circuito callejero criticado por su angostura, “baches” en el pavimento y pocas posibilidades de rebases, fue el escenario de la primera gran final de la categoría eléctrica, que había hecho ruido exitosamente desde su nacimiento, en agosto de 2014.

SE ACORTAN DISTANCIAS EN EL DÍA 1

Buemi consiguió la pole para la primera válida, misma que dominó al liderar 28 de los 29 giros pactados, aunque en el final contuvo a Jérome D’Ambrosio (Dragon) tras la aparición del coche de seguridad; Di Grassi logró la vuelta más rápida y terminó cuarto, justo delante de Piquet, quien poco hizo ante uno de los “animadores” de la jornada, Jean-Eric Vergne (Andretti), quien pasó a los dos brasileños para quedar tercero (VER VIDEO).

El escenario quedaba puesto, pero lejos de definirse: cinco puntos separaban a Nelson de Buemi, a la vez que Di Grassi estaba a 13 unidades de ser campeón; por su parte, e.Dams había asegurado el Campeonato de Constructores sobre Audi Sport y NEXTEV.

Piquet
Buemi recortó su déficit a cinco puntos con un ePrix restante.

LA HORA DE LA DEFINICIÓN

Llegó la prueba del domingo, en la que los demás participantes se robaron el protagonismo y, por ende, influyeron en la definición del título: Stéphane Sarrazin (Venturi) se llevó la pole, y con él, tres puntos extra, mientras Buemi clasificó sexto, Di Grassi en undécimo y Piquet en el sitio 16 de 20 autos.

El inicio parecía a favor del suizo, al conservar su sitio en todo momento a la vez que el hijo del tricampeón de Fórmula 1 sólo había recuperado cuatro lugares, quedando fuera de la zona de puntos; sin embargo, el drama llegó al momento de las detenciones en pits.

Más en Motorbit: Razones por las que recordaremos la temporada de Fórmula E

Mientras Buemi hizo un medio trompo tras salir de boxes, Piquet había ahorrado toda la energía posible, por lo que después de su servicio prolongado ingresó al Top 10. Poco más tarde, su coequipero Oliver Turvey jugó a su favor al dejarlo pasar; un par de giros más tarde hizo lo propio con el mexicano Salvador Durán (Aguri), quien prefirió no interferir en la lucha. Con la octava posición era suficiente para sellar el título.

Buemi intentó hacer un rebase de último momento sobre Bruno Senna (Mahindra), pero el paulista cerró la puerta mientras cruzaban la meta; en tanto, Sarrazin había dominado toda la carrera, pero fue descalificado por sobreuso de energía, heredándole el escalón más alto del pódium a Sam Bird (Virgin), quien además se robó los dos puntos extra por mejor vuelta (VER VIDEO). El resto avanzó un lugar, pero no hubo cambios en la puntuación final.

Piquet
En final de infarto, el paulista aseguró el título por un punto sobre Buemi.

PIQUET Y SU FRUSTRANTE PRESENTE

Con 144 puntos, Piquet pasó a la historia como el primer campeón de Fórmula E, uno por arriba de Buemi y 11 ante Di Grassi; sin embargo, la temporada actual ha sido más que frustrante, al sólo acumular un solo Top 10, el cual llegó con su octava plaza en el ePrix de Putrajaya, Malasia.

Su máquina lo ha dejado con dos abandonos oficiales y otros dos en los que se retiró en las últimas vueltas, además de no mejorar de la 12da colocación en los otros tres eventos.

“Fue un año duro, pero de aprendizaje”, aseguró. “Estuvimos cerca de los puntos en la etapa europea de la temporada y conseguimos una qualy razonable en el última carrera; a continuación, vamos a trabajar para repetir esto en Londres. Los recuerdos que tenemos de esta pista son fantásticos y espero que motiven a todos en el equipo”.

Con cuatro puntos, es 16to en la tabla general, pero el también competidor en el FIA WEC buscará entregar la corona de la manera más digna posible.

CUÉNTANOS…
¿Quién es tu favorito para ganar el título de Fórmula E?
¿Para tí, cuál ha sido la competencia más emocionante de esta temporada?