Parte de los desafíos en materia de la movilidad y cuidado del medio ambiente, que enfrenta la CDMX, serán atendidos mediante una nueva disposición para la entrega de hologramas de circulación vehícular. Dicha iniciativa plantea que los hologramas con denominación “doble cero” serán entregados, únicamente, a los vehículos que presenten un consumo de combustible, no menor, a los 15 km/l. Basado en esto, los vehículos último modelo que no tengan ese consumo de combustible no recibirán el holograma “doble cero”