Si existe una década que se diferencia por sus autos elegantes, curvos y con gran presencia, son los 50s. Diez años clave en la industria automotríz por el salto de calidad y la fuerte inversión mundial que se hizo para que la industria se convierta en una, por no decir la más fuerte en el planeta.